• enero 16, 2021

  • Escuchanos en Vivo

    ESTE CASCO ES LA FORMA MÁS SEGURA DE IR AL DENTISTA DURANTE LA PANDEMIA

    En los 10 meses que llevamos de confinamiento, seguramente has dudado en acudir al dentista debido al alto riesgo de contagio y no por ellos, sino por tanta gente que acude y que posiblemente pueden ser portador del virus asintomáticos. Ahora imagina como están los profesionales de la salud, que por mucho cubrebocas y careta que utilicen, no son suficientes. Pero, con este casco, cada quien se queda con sus babas.

    ¡Sonríe! Este casco es la forma más segura de ir al dentista durante la pandemia

    Es decir, los cascos similares a los de un astronauta, se conectan a una bomba que crea un flujo de aire inverso, que gira alrededor de la cabeza, garantizando que cualquier gota de saliva posiblemente infectada, quede atrapada en el aire que ingresa a través de un compartimiento que se conecta en la boca, asegurando que no pueda escapar del casco. Y como si fuera poco, mejoran la experiencia de los pacientes, al ser cómodo e indoloro. Además, con un poco de suerte, evitará que escuchen el aterrador ruido de la ‘fresa’.

    A su vez, la bomba contiene un sistema de Filtración de Aire de Partículas de Alta Eficiencia (HEPA) de grado médico, mientras que el casco está sellado  con una carcasa transparente de un milímetro de espesor, que permite cubrir el área de la cabeza y el cuello del paciente, a excepción de una pequeña compuerta que permite el acceso a la boca.  Puede sonar un poco complicado, pero todo se resume en que los dentistas pueden trabajar ‘a sus anchas’,  mientras las gotas de saliva se encapsulan dentro de una boquilla y se redireccionan para evitar el contacto.

    ¡Sonríe! Este casco es la forma más segura de ir al dentista durante la pandemia

    En la actualidad, la protección proviene de las mascarillas y pantallas faciales N95, junto con el uso de salas de clínicas vacías o las llamadas salas de ‘presión negativa’ con filtración de aire. Sin embargo, los expertos han advertido que estas medidas son caras y, a menudo, no muy eficaces ni accesibles, a diferencia del nuevo casco de seguridad.

    En contraste, con el casco anticovid, los investigadores demostraron en una simulación por computadora donde demostraron que el prototipo puede contener hasta el 99.6% de las gotas emitidas por tos en 0.1 segundos. Mientras que al seguir utilizando las mascarillas y caretas, como una protección extra,  los dentistas podrían estar fuera de riesgo de contagio.

    ¡Sonríe! Este casco es la forma más segura de ir al dentista durante la pandemia

    De acuerdo con el estudio publicado en la revista científica ‘Physics of Fluids’, el diseño de casco propuesto, podría reducir en gran medida al  reemplazar las prácticas actuales. Por ejemplo, construir una sala de presión negativa con filtración de aire puede costar decenas de miles de dólares. En tanto que,  el costo de cada casco podría ser tan bajo como un par de dólares por paciente, si se hiciera desechable, señala el autor del estudio, Mahdi Esmaily.

    ¡Sonríe! Este casco es la forma más segura de ir al dentista durante la pandemia

    Nuestro próximo paso es refinar el diseño del casco para que tenga una mayor eficiencia y una aplicación más amplia. Después de eso, planeamos construir los primeros prototipos del casco y realizar experimentos para verificar nuestras predicciones de simulación“, aseguró  el investigador, Dongjie Jia.

    Mientras que el casco que retiene las microgotas de saliva se convierte en realidad, lo mejor que podemos hacer, es postergar las citas con los dentistas en caso de presentar algún síntoma de COVID-19. Por el bien de todos, evita crear una nueva cadena de contagio. Aunque no lo creas, un estudio publicado en 2020, sugiere que las microgotas se pueden esparcir hasta tres metros y puede perdurar  en espacios cerrados.

     

    Nuestras redes: