• marzo 8, 2021

  • Escuchanos en Vivo

    ACUSAN A PEPE LE PEW DE “NORMALIZAR LA CULTURA DE LA VIOLACIÓN”

    Charles M. Blow, un columnista del New Yor Times, señaló a dos icónicos personajes de los Looney Tunes por supuestamente normalizar dos tipos de violencia. Pepe Le Pew es el primero de ellos, pues resulta que el mencionado columnista considera que fomenta la cultura de la violación. ¿Y quién es el otro? Nada menos que Speedy Gonzales, al que acusa de dar una mala imagen a los mexicanos.

    Pasa que este hombre escribió una columna esta semana en el New York Times, donde celebra la cancelación de diferentes libros del reconocido Dr. Seuss. Pero después de eso, aprovechó el espacio para señalar a Pepe Le Pew y a Speedy Gonzales de supuestamente fomentar la violación y el racismo.

    “Algunas de las primeras caricaturas que puedo recordar incluyen a Pepe Le Pew, quien normalizó la cultura de la violación; Speedy Gonzales, cuyos amigos ayudaron a popularizar el estereotipo corrosivo de los mexicanos borrachos y letárgicos; y Mammy Two Shoes, una criada negra corpulenta que hablaba con fuerte acento”, escribió Blow al referirse a los dibujos animados que, según él, promueven estereotipos hacia otros grupos sociales.

    Su texto rápidamente generó todo tipo de críticas, la mayoría en contra, especialmente en defensa de Pepe Le Pew. Y es que como el tema de Speedy Gonzales no es  nada nuevo, fue particularmente la acusación al querido zorrillito de los Looney Tunes lo que hizo brincar a más de uno.

    Fue por ello que, a través de Twitter, el propio Blow salió a sostener lo que dijo sobre Pepe Le Pew. El columnista usó una escena característica de la caricatura y resumió en tres puntos por qué considera que fomenta la cultura de la violación: porque besa a la gatita contra su voluntad, no la deja pese a sus intentos de escapar, y señala que es capaz de encerrarla para que no se vaya.

     

     

    “Esto ayudó a enseñar a los niños que “no” no significaba realmente no, que era parte del “juego”, la línea de partida de una lucha por el poder. Enseñó que superar las extenuantes, incluso las objeciones físicas de una mujer, era normal, adorable, divertido. Ni siquiera le dieron a la mujer la capacidad de HABLAR“, escribió en un tuit posterior.

     

    ¿Tú qué piensas? ¿Estamos ante un valiente que se atreve a cuestionar a uno de los personajes más populares de los Looney Tunes, o ante una forma de buscarle el prietito en el arroz a una caricatura sin malicia como Pepe Le Pew?

    Nuestras redes: